CLUB ATLETICO CENTRAL CORDOBA DE ROSARIO
FUTBOL | Noticias
10/02/2017
Hazaña en Los Polvorines

 

El Charrúa perdía la semifinal de ida del Reducido por 1 a 0 ante J.J. Urquiza por el gol de Oscar Altamirano, pero en tiempo de descuento marcó dos goles y dio vuelta un partido que quedará en la historia. Juan Pablo Pereyra y Cristian Yassogna, a los 92 y 94 minutos, marcaron los tantos. La revancha será el miércoles a las 14 hs. en el Gabino Sosa.

Histórico. Una verdadera hazaña. El de esta tarde es uno de esos partidos que quedará grabado a fuego en la memoria de todo Barrio Tablada. Córdoba, una vez más, sacó chapa de candidato y ganó un duelo que parecía perdido.

Es que futbolísticamente había sido una de las tardes más flojas de la temporada, con casi nulo volumen de juego y rendimientos individuales y colectivos, en su mayoría, por debajo de lo que nos tuvieron acostumbrados en este tiempo.

Además de las deficiencias propias, contribuyó sin dudas el pésimo estado del campo de juego de San Miguel y un planteo del rival que hizo foco en no dejar pensar a los hombres del mediocampo charrúa, presionando con mucha gente en la zona media y ahogando a los azules cada vez que tenían la pelota.

Con este panorama, las chances claras de la primera mitad llegaron a través de contraataques. El primero con un desborde y remate apenas desviado de Cristian Yassogna; y luego a través de una corrida de Cristian Sánchez, que no logró eludir al arquero Diego Córdoba.

Urquiza, por su parte, marcó la diferencia en la primera que tuvo: a los 39’, Mariano Díaz envió un pase al medio y apareció el goleador Oscar Altamirano para acomodar la pelota junto a un palo con un zurdazo certero.

El complemento tuvo una tónica similar, con mucho roce en la mitad de la cancha, poca claridad conceptual y casi nada de acción en las áreas. Recién a los 38’ avisó Diego Migueles con un disparo desde dentro del área que fue a parar al costado externo de la red.

Los minutos se consumían y el Matador parecía ver sellada su suerte. Para colmo, ya en tiempo cumplido y tras una linda jugada colectiva, Juan Ortíz López quedó mano a mano con Ojeda y definió al palo; en el rebote Damián Bogado convirtió de cabeza, pero su gol fue correctamente anulado por offside.

Y el fútbol tiene estas cosas. De perder 1 a 0 y salvarse de milagro del segundo, en apenas un puñado de minutos Central Córdoba pasó a ganarlo. La igualdad llegó por intermedio de Juan Pablo Pereyra, que a los 47’ capturó una pelota picando en el vértice del área y metió un zurdazo fulminante a la ratonera.

El empate ya era negocio. Sin embargo, cuando se jugaban 49 minutos, el propio Pereyra y Lazo se juntaron sobre el andarivel derecho, llegó la habilitación para César Delgado (que partió habilitado, más allá de los reclamos posteriores), quien la picó sobre la salida de Córdoba y permitió que Yassogna la empuje sobre la línea para desatar un festejo memorable.

Ahora queda la revancha. La diferencia conseguida es valiosa, pero de ninguna manera puede pensarse que la serie está definida. Es imperiosa la necesidad de que el equipo recupere su mejor versión, ya que, de esa forma, será muy difícil que esta chance se escape.

El Charrúa está a sólo tres pasos de la gloria. Tanto y, a la vez, tan poco!

 

Foto: Juanjo Cavalcante – Diario El Ciudadano

Alejandro Lopez Vega

Copyright 2017 | CLUB ATLETICO CENTRAL CORDOBA | San Martin 3250 | Rosario| Santa Fe | República Argentina | Tel/Fax: 482-8798

Desarrollo por Brian Oroño